Share

La Cita

Después de esa noche perfecta, supuse que Eitan no volvería a aparecer, como ya saben, soy muy negativa, pero estuve muy equivocada, Eitan comenzó a m****r varios mensajes diarios, además de charlar aproveché en m****rle canciones como él me pidió, estos momentos hacen que mi rutina, de ser madre, el trabajo, la casa, etc. sea muy divertida además iluminan mi día.

Desde que Jason murió empezaron a molestarme personas que ni en mis sueños más locos pensé que lo harían, soy dueña de un Café librería, o sea la gente va  se toma un café leyendo un libro y si le gusta lo compra. Ahí aparecieron amigos de los padres de Jason, me comenzaron a lanzar los perros, literalmente, me molesta la idea que viejos de cincuenta o sesenta me busquen y me digan que solo con un viejo puedo estar, ahora, es frustrante y molesto.

En estos momentos lo que me arregla el día son los mensajes de Eitan, me llenan de alegría e ilusión,  aunque anda de viaje  intenta siempre responder los mensajes que  le mando.

*****

La noche del viernes, recibo un mensaje, me explica que por fin volvió de su viaje, empezamos a chatear.

*Yo, te quiero ver, una semana que no nos vemos. - escribe.

*Lo sé, es que te fuiste de viaje y con mi trabajo, pero... ¿Te parece que nos veamos mañana?

*Me parece...

*Dime dónde y a qué hora.

*Tu casa... de ahí vemos a dónde vamos.

¿Mi casa? está loco, Travis y mi familia están acá, no soy una niña para no darme cuenta que pasaría si viene a mi casa.

Está bien, lo acepto no tengo un buen momento sexual desde hace más de dos años, desde que Jason cambió de actitud  por la guerra, dejamos de hacer el amor, llegó el momento en que nos rechazábamos mutuamente, así que extraño esa sensación, pero pensando como persona sensata, lo conozco hace una semana, prefiero una cita normal y conocerlo mejor fuera de los límites de mi habitación, aunque sea por el momento.

*¿Te parece que nos veamos en un restaurante?

*Eh sí...

*Entonces nos vemos en Venice Beach

*Ok, así paseamos por la playa, es un bonito lugar

*Si, ¿hora?

*4 de la tarde

*Muy bien, entonces mañana nos vemos

*Si :)

Salto de alegría, Travis me mira como diciendo "mamá está loca"

Acepto, me llena de ilusión, parezco una niña ilusionada de 16 años, Eitan me hizo mirar lo bonito de una pequeña aventura, estoy consciente que se irá, todavía no sé por cuánto tiempo durará todo esto, pero lo aprovecharé hasta el último segundo.

****

Travis está medio celoso de mis salidas y empieza a hacer sus rabietas que tanto me molestan.

-No quiero que salgas, mamá - algunas veces mi hijo me saca de las casillas.

-No haré lo que tú quieras Travis, tienes que aceptarlo, mañana saldré y tú te quedaras con la tía Ailin.

-¡No me quiero quedar con la tía...! -chilla.

-¡Pues te quedas con ella y yo voy a salir!- levanto la voz, Travis aunque está molesto y haciendo sus pucheros, no me responde.

Respiró agitadamente, estaba molesta, desde la muerte de Jason, Travis se puso rebelde y difícil de tratar, tiene esta clase de arrebatos molestosos, eso me desconcierta y me frustra, ¡¡¡Dios, ¿porque no puedo tener una vida tranquila?!!!

****

Después de mi reunión semanal, algo de comer con Travis y Ailin, debo prepararme para la cita con Eitan.

Busco una camiseta sin mangas color ploma y un chaleco delgado amarillo, me arreglo lo más rápido que puedo y salgo con dirección de Venice Beach.

Hay un poco de embotellamiento, ya estoy atrasada, no me gusta llegar tarde, me gusta ser puntual, suena mi teléfono cuando me encuentro a unas cuantas cuadras de nuestro punto de encuentro.

*¿Dónde estás? - ¡Eitan, ya llego!

Respondo lo más pronto que puedo, ni bien me estaciono.

*Estoy a unas cuadras, espérame por favor.

*Ok, apúrate.

-Sí.

Apuro el paso, lo observo de mejor parado impaciente, me dirijo  a su encuentro, cuando lo tengo en frente  no sé ¿sí lo beso en la mejilla o en la boca?, me acerco, le doy un beso en la mejilla y un abrazo, él sonríe y me abraza con cariño.

-¿Dónde quieres ir?

-Qué te parece si vamos al Sidewalk Grill, hay de todo y está al frente de la playa.

-Bien, vamos, tú me guías yo no conozco muy bien la ciudad.

-Ok, yo te llevo, ¡llámame Yoda! - sonrío mientras le guiño un ojo, lo conduzco por las calles mientras charlamos animadamente.

-¿Cómo has estado?

-Bien, trabajando y con la rutina diaria ¿y tú?

-Viaje al Parque Yosemite, estuvo divertido el viaje, me gustó mucho.

-Es un lindo lugar, ¿cuánto tiempo te quedas?

-Mes y medio, después bajaré a México y de ahí Costa Rica y todo centro América.

-¡Oh genial!, te gustará, sería bueno que te des vuelta por Hawai y Honolulu. - comento mientras llegamos a Sidewalk Grill.

Nos sentamos en unas mesas afuera del restaurante y seguimos con nuestra charla, mientras el mesero nos trae el menú.

-Sí, quiero ir, quiero conocer todo lo que pueda. - toma el menú - ¿qué quieres?

-Mmm - empiezo a hojear la páginas, no sé qué pedir, muerdo mi labio y veo la dulce mirada de Eitan que sonríe atento a cada gesto que hago - ¿Y tú? - pregunto mirándolo coqueta.

- Yo quiero un pastel de chocolate, soy fanático del Chocolate, adoro todo lo que tenga chocolate.

Sonrió divertida ¡Dios, parecemos almas gemelas!Ni con Jason teníamos tanto en común, a Eitan y a mí nos gusta viajar, la misma música y hasta el chocolate.

-Yo también adoro el chocolate, me encanta. - cierro el menú - así que pide dos y un jugo de piña para mí, por favor.

-Claro - sonríe y llama al mesero.

Después de hacer el pedido, nos miramos sonriendo en una pausa en que solo nuestras miradas hablan solas.

- Escuché las canciones que me mandaste, me gustan mucho.

-Oh si...tengo más.

Me saco el chaleco y dejó al descubierto el tatuaje de la espalda, me lo hice unas semanas después de la muerte de Jason, es una pluma de Pavo real que empiezo en mi omóplato derecho y termina en mi cintura baja izquierda, doy vuelta para buscar mi teléfono y de reojo veo como Eitan escanea lo que dejó ver del tatuaje, doy vuelta y él da un salto disimulado en su asiento para acomodarse.

- Te quería m****r esta- coloco el vídeo de James & FJ "Am I Wrong" - este chico es un genio en la batería, te gustará.

Eitan se pone a ver el vídeo y sonríe mientras ve el vídeo, vuelve a mirarme y sigue sonriendo, andamos en nuestra burbuja, entre sonrisas y coqueteos, para mí es el paraíso, es un hombre tan lindo y tan perfecto que solo le faltan alas para volar, no puedo creer que esté en frente mío.

Nos traen nuestra torta de chocolate y vaya que le gusta el chocolate, Eitan come a velocidad rayo su gran tajada de torta.

-Se nota que te gusta el chocolate.

-Está muy rico, me gusta mucho.

-Sí. - mientras sigo comiendo pero más que comer coqueteo, no sé que tengo, no coqueteo hace años pero con Eitan me nace hacerlo.

"Que sensación extraña, siento la mirada de un tercero en mi espalda y no es nada agradable" intento bloquear la sensación mirando a Eitan y empiezo a preguntar algunas cosas para conocerlo mejor.

-¿Qué haces en Israel?

-Ahora nada - sonríe burlón.

-Ok, - entorno los ojos sonriendo- ¿Antes?

- Hasta hace unos años estuve en el Ejército Israelí, en salvataje y rescate.

-¿Fuiste a la guerra?

-Sí, a Siria.

-¿Terminaste tu servicio?

-Sí, trabajé unos años en Ben Gúrion....

-¿....En el Aeropuerto de Tel Avid?

-Exacto, vaya conoces de Israel, pensé que no conocías nada.

-Bueno tengo conocimientos básicos, aunque todavía no conozco el país.

-No te puedes quedar con conocimientos básicos, tienes que ir, yo te llevo a donde tú quieras.

-Oh así, si voy - sonrío coqueta.

Seguimos charlando me cuenta un poco de Israel, se sorprende que no sea totalmente ajena del tema, de música y de su viaje, es muy aventurero, le gusta hacer y conocer, la cita es bonita y agradable, cada vez que lo veo me gusta más.

Después de pagar la cuenta y salir, me doy cuenta que dejé mis lentes de sol en la mesa.

-¿Me esperas un momento? - pregunto tomándolo del brazo.- olvidé mis lentes de sol.

-Claro.

Vuelvo a la mesa, el mesero me entrega mis lentes de sol, doy  vuelta y me encuentro con alguien que no me había visto desde hace muchos años, mi primer amor, antes de Jason, Lucas. ¡Ahora entiendo la mala vibra! Lucas es muy especial y no de buena manera, terminamos, más bien, me terminó de muy mala manera, es un pendejo.

-¿Nina? - pregunta con su media sonrisa de seductor mal pagado aunque  su mirada es molesta.

-Hola Lucas.- saludo cruzando los brazos, no quiero que se acerque más a mí.

-La viuda alegre - comenta sarcástico.

-¡Déjame en paz! - respondo molesta y empiezo a caminar en dirección a la puerta - ¡Imbécil!

-¡Eh, quiero hablar contigo!-  chilla intentando pararme.

-No tengo tiempo de hablar contigo - respondo sin darme vuelta - mi cita me espera, no fue un gusto verte, Lucas.

Salgo un poco molesta, me topo con Eitan que estaba volviendo a entrar, supongo que tardé demasiado por el encuentro con Lucas.

-¿Todo bien? - pregunta desconcertado.

-Eh - intento componerme - sí, disculpa el retraso.

-Bueno caminamos un poco por la playa y después te dejo y me voy, tengo una cena con mis tíos, más tarde.

-Claro. - no voy a arruinar la velada por mi molestia por encontrarme con Lucas.

Caminamos por la playa la noche se va posando, el sol casi se metió en el horizonte, cuento un poco de la muerte de mis padres y de Jason, la idea de que haya sido militar americano no le gusta mucho.

Supongo que no se llevan bien entre militares, pero tampoco comenta sobre eso, solo cambia el tema. Me acompaña a mi auto y nos despedimos.

-Mañana viajaré a New York y te avisaré, para verte cuando llegue.

-Ok, entonces charlamos por W******p.

-Sí, obvio - nos damos un beso en la mejilla y un abrazo.

Entro al auto pero tengo sensación a poco, y con la ayuda de Lucas, esto no resultó como esperaba, es dulce y tierno pero tal vez solo me estoy haciendo ilusiones, en eso escucho mi mensajera sonar.

*Estuvo divertido, nos vemos cuando vuelva. :) - el mensaje es de Eitan

Wow eso me hizo dar un salto el corazón.

*Ten un buen viaje, me gustó verte, besos:* - respondo y sonrío como tonta.

Ilusión de niña de 16 a los 31 ON.

Related chapters

Latest chapter

DMCA.com Protection Status