Capítulo 1080 Reunión familiar

El Pequeño Viemond mantuvo una cara seria y grave. Luego miró el estómago de Nell y dijo: “Definitivamente haré algunos robots, los mejores. Cuando mi Hermanito y Hermanita salgan, se los daré como regalos”.

Nell se rio y dijo: “¿Y si a tu Hermanita no le gusta?”.

El Pequeño Viemond instantáneamente abrió mucho los ojos.

Era porque a él realmente le gustaban los robots, por lo que inconscientemente pensó que sería el mejor regalo del mundo.

Le era difícil para él imaginar cómo podía haber alguien a quien no le gustaran los robots.

Al mirar su lindo rostro, Nell no pudo evitar reír.

Gideon también se rio y dijo: “Está bien. Si a tu Hermanita no le gusta, entonces puedes darle un regalo que a ella le guste, ¿de acuerdo?”.

“Si es un regalo de su Hermano Mayor, a tu hermana definitivamente le gustará”.

Sólo entonces pareció que el Pequeño Viemond entendía y asintió con la cabeza.

Con una expresión severa, el Pequeño Viemond dijo: “Mami y papi, no se preocupen. ¡Cuidaré bien de mi
Locked Chapter
Continue to read this book on the APP

Related chapters

Latest chapter

DMCA.com Protection Status