El Diputado

—No lo sé, solo vi que eran tres contra uno y sentí coraje de que fueran tan aprovechados.  —¿Es decir que lo hubieras hecho con cualquiera y no solamente por ser tu primo?  —Por supuesto que lo hubiera hecho por cualquiera, no lo pensé, solo sentí ese impulso y actué de manera irracional, espero que no vuelva a sucederme; por cierto, te ofrezco una disculpa.  —¿Una disculpa a mí, ¿por qué?  —Por haberte arruinado la noche.  —Para ser honesta, ya me tenían aburridas Reyna y Rocío y pues a ti no se te veía tan contento, así que no te preocupes, no me perdí de nada, absolutamente de nada bueno.  —De cualquier manera, te ofrezco disculpas —respondió Mario mientras le tomaba la mejilla derecha.  —¿Y qué piensas hacer —preguntó Lucía.  —¿Hacer de qué?  —Pues de lo que te ofreció tu primo, el diputado.  —Pues nada, no pienso hacer nada, espero no volver a verlo, eso es lo que espero.  —¡Pero si serás bruto Mario!  —¿Por qué! &nbs

Locked Chapter
Continue to read this book on the APP

Related chapters

Latest chapter

DMCA.com Protection Status