Share

Capítulo 3.

Narra Kiara..

- Que te vaya bien, nos vemos mañana - Sonríe María dejando un beso en mi mejilla.

- Seguro, Adiós - Moví mi mano caminando fuera, acomodé mi bolso en mi hombro y saqué mi móvil, mis ojos se aguaron al notar que no había ningún mensaje de Connor luego de la última discusión que habíamos tenido.

Recuerdo..

-¡Es tu deber como mí alma gemela ocupar tu lugar como mi Reina! - Sentí el grito de Connor a mi espalda y me giré.

- ¡Solamente te estoy pidiendo que me des tiempo! - Le grito.

- Joder Kiara... - Suspiro con fuerza y camino hasta a mi - ¿Por qué no quieres venir conmigo? ¿Conociste a alguien en lo que me fui? - Cuestionó serio y apretando los puños.

- Sí - Miento con una sonrisa.

- ¿Y es más importante que yo? - Cuestionó ahora sonaba sereno y temeroso.

- No, no es más importante que tú, tú eres lo más importante que tengo - El ceño de el se frunció levemente.

- ¿Entonces por qué no quieres venir conmigo? - Cuestionó.

- Por qué aún no estoy lista para tomar un lugar que requiere tanta seriedad como la de un Trono - Finalizó.

- Mentira, tú eres muy inteligente, siempre fuiste responsable y además no estarías sola. Me estás mintiendo para quedarte con otro - Gruñó molesto.

- ¿Sabes que? Quiero que te vayas ahora - Señalé la puerta.

- Esto no se acaba aquí - Y se fue dando un portazo.

Presenté..

- Kiara - El grito de Ian me hizo girar, lo veo venir a mi con una sonrisa y enseña mi libro de porcentajes en su mano izquierda - Lo olvidaste - Me lo extendió.

- Gracias - Sonreí y al estar por tomar el libro el lo apartó - Dámelo - Pedí.

- Con una condición - Mueve sus cejas de arriba a abajo.

- ¿Que quieres? - Rodé los ojos frustrada.

- Quiero que aceptes tener una cita conmigo esta noche - Bufé y volví a retomar mi camino - ¡¿No quieres recuperar tú libro?! - Grito a mis espaldas.

- No - Le saque mi dedo corazón y seguí mi camino, pronto llegué a mi trabajo.

- Kiara - Sonríe mi jefe, un hombre de más de 45 años, dueño de TrasportesHolding.

- Hola Señor Wells - Le saludé.

- ¿Que tal la Universidad? - Cuestionó dejando unos documentos sobre su mesa y observandome.

- Bien, estoy estudiando para los exámenes finales - En el rostro de el se extiende una sonrisa orgullosa.

- No sabes cuanto me alegro - Se levantó y extendió una pequeña caja - Mañana es tu cumpleaños, Felicidades - Lo observé con algo de emoción, desde que lo había conocido había sido el único, al igual que Connor en felicitarme por el día de mi nacimiento - Ábrelo - Murmuró, lo tomé y al abrirlo me encontré con unos pequeños aretes de diamantes en forma de corazón.

- Gracias Jefe - Sonreí, el asintió.

- No es nada, espero que los uses - Caminó a sentarse y tomó unos apuntes - Necesito que vayas a retirar unos papeles a la notaría central y los traigas para dentro de - Observó el reloj - Dentro de una hora, le diré a Luis que te llevé - Asentí y tome el papel en el que el había apuntado el nombre de el abogado a cargo de los papeles.

- Esta bien, con permiso Señor - Me retiro y camino a el ascensor.

- Alto allí Kiara - Me detuvo Tania sería.

- Si vienes con lo mismo de siempre te digo lo mismo, no tengo tiempo para escuchar tus estupideces - trate de pasar pero ella nuevamente me detuvo interponiendose.

- ¿Otra vez el Jefe te hizo algún regalito por acostarte con el? - Cuestionó con veneno, me talle la cara.

- Deja en paz a Kiara - La voz de el hijo de mi jefe se dejó escuchar.

- Lo lamento señor, Permiso - Exclamó, me miró con odio y se marchó.

- Gracias Owen - Le sonreí agradecida.

- No es nada, ¿Como estas? - Sonríe.

- Bien, ¿Como va tú ánimo? - Pregunté al recordar que hace unos meses había muerto uno de sus amigos.

- Ahora que veo tu sonrisa mejor - Una risa nerviosa escapó de mis labios - Me encanta cuando te sonrojas y yo soy la razón - Sonríe de medio lado.

-Iré por unos documentos, nos vemos después - Me despido y camino hasta el ascensor, al subir presionó el botón para bajar a el primer piso.

- ¿Que tal estas Barbie? - Sonríe Luis al verme llegar.

- Todo bien Hombre araña, ¿Ya te hablo el Señor Wells? - El asintió y me abrió la puerta de el copiloto para que subiera.

____________

Al final de la jornada laboral salgo de la empresa y camino por las calles de Italia sintiendo mis piernas tiritar por el frío.

- Kiara - Al sentir la voz de Connor me giré.

- ¿Me estás siguiendo? - Cuestione, el no contesta y camina hasta a mi.

- ¿Me quieres, Kiara? - Cuestionó y ocultó sus manos en sus bolsillos.

- Sabes que sí, no entiendo por qué preguntas eso - El traga saliva con nerviosismo a la vez que saca un pañuelo de su bolsillo.

- Por qué yo no sé vivir sin ti, te prometo que voy a cuidarte - Habló acercando el paño a mi nariz.

- No Connor, no me hagas esto - Suplico alejándome de el, mi corazón latía acelerado y mis ojos se comenzaron a llenar de lágrimas.

- Te amo mi hermosa Luna - Y senti como me sostenía con fuerza a la vez que el pañuelo era puesto en mi nariz, traté de contener la respiración pero al final no pude más.

Related chapters

Latest chapter

DMCA.com Protection Status