Share

CAPITULO 18

Los disparos salieron de la nada, había sido tomado de sorpresa y se maldecía por su descuido.

—¡Leonardo! —Renata gritó desde un rincón de la biblioteca, estaba agachada para evitar ser alcanzada por las balas.

—Corre hacia la habitación, sabes lo que tienes que hacer allí —gritó mientras disparaba en respuesta, estaba seguro que le superaban en hombres, no sabía quién era el responsable de orquestar este ataque y no tenía tiempo de averiguarlo tampoco, sus relaciones habían quedado dañadas y su imperio estaba sobreviviendo prácticamente sólo.

—¡Ferrara! ¡Sal y da la maldita cara! —la voz inconfundible de Donato Quintero, se hizo escuchar desde el jardín.

—¡Sal si eres hombre! —sabía el motivo por que Donato estaba aquí Ángel, la hermosa Ángel, cerr&oac

Locked Chapter
Continue to read this book on the APP

Related chapters

Latest chapter

DMCA.com Protection Status