CAPITULO 23

Esta es una maldita, mala idea —Ángel gruño, cuando Leonardo rompió la manga de su camisa a cuadro, la bala había rozado su brazo, otra cicatriz más para sumar.

—Calla Ángel, Luciano duerme —ya no luchó para que la llamará Lucia, Leonardo era un caso perdido.

—Te advierto, no me llames Ángel delante del niño —dijo con seriedad.

—Te lo prometo —aseguró. Limpio la herida hasta ponerle un pequeño parche

—¿Estas segura que son hombres de Donato? —había discutido con Alonso y bien podría pensar que el capo era responsable del ataque.

—No lo sé, pero no quiero arriesgar a mi hijo, no puedo volver —dijo sería, su mente estaba trabajando rápido, necesitaba pensar y alejarse de Leonardo de nuevo. Su corazón estaba latiendo fuerte y desboc

Locked Chapter
Continue to read this book on the APP

Related chapters

Latest chapter

DMCA.com Protection Status