Capítulo 20

Tomás

Maldita sea la hora en la que me enamoré de Salomé Gilbert

Maldita sea la hora en la que le abrí mi corazón por primera y única vez a una persona que lo único que ha hecho es traerme dolor

Y ahora no puedo confiar ni estar con nadie, no puedo estar con ella...

No puedo estar con la persona que me tiene la cabeza y el corazón hechos un lío

Lo último que quería era irme cuando está más que claro que a ese chico le gusta, pero llegamos a un acuerdo y por el bien de ambos debo cumplirlo

Amigos, solo amigos

Locked Chapter
Continue to read this book on the APP
DMCA.com Protection Status