~~~PRIMER ENCUENTRO II~~~

HENRY 

Verla así tan cerca y con esa actitud de niña rebelde hacía grandes estragos en mi aparato reproductor qué no ocultaba para nada lo obsesionado qué estaba con ella. 

Cuando dijo quién eres tú y qué se podía defender sola, esa expresión de rebeldía e ingenuidad mezclada eso hizo que se metiera más dentro de mí, lo que me hizo pensar más con la cabeza de abajo que con la de arriba y le dije: 

—Te equivocas pequeña guerrera, tengo el poder de echarte ¡oh perdón!!, echarlos como unos perros sí se me pega la regalada gana, así que es mejor que cuides tú lenguaje, porque te haría callar esa boquita de mil y una maneras que ni te imaginarias así que ¡no me provoques!—, ella se me quedó viendo de una forma que estoy seguro que captó mi doble sentido por qué sí, lo hice con doble sentido, por qué mientras le decía esas palabras, me imaginé que mi verga estaba alrededor de esos jugosos labios, mientras entro y salgo sin piedad de esa boca pecadora que está echa para darme placer a mí y solamente a mí. 

—Oohhh! ya veo,  por qué puedes hacerlo? Si puede saber—, la muy descarada me respondió, al parecer quería seguir retándome, así lo sentí por qué lo hacía con sus palabras que también las decía con doble sentido, y aunque sonara a “yo soy un ángel”, con su mirada  me decía muchas cosas, esa mirada que me estaba dando con ella   me pedía que me la comiera a besos hay mismo, pero a la misma vez también lo hacía con gran sorpresa, pero era algo en lo que no me puse a divagar mucho, como dije en esos momentos estaba pensando más con la cabeza de abajo, que con la de arriba. 

—Es que él es el señor Henry, el hijo del señor Vitollo y CEO de esta empresa—,  intervino Frank sacándonos de ese extraño   encuentro sexual que tuvimos nada más con mirarnos, con la intervención de Frank enseguida vino mi mal humor, por qué quería seguir fundido en esa mirada qué me trae loco, así con mi tono más fuerte e intimidante le dije: 

—Frank creo que esa pregunta me la hicieron a mi, lo cual puedo responderla muy bien, así que la próxima vez que te decidas meter tú jeta donde no te han invitado no te servirá de mucho—, mi tono fue tan despiadado. 

Él inmediatamente bajó su cabeza, pues sabía de lo que era capaz de hacer cuando se interponían en mis cosas, mi humor cambio con su interferencia y se puso peor cuando ella salió a defenderlo. 

—Perdón señor por mi altanería, no sabía quién era usted—, dijo ella sacándome de mis pensamientos asesinos—,  sé que tampoco es excusa válida por qué me han enseñado a no tratar mal a nadie pero es que a veces no me trago las injusticias. 

Y hay estaba ella devolviendo la pelota a mi cancha pero con qué gran sutileza, no solo puso en evidencia mi mal humor sino que la muy descarada me está poniendo a mí como el malo de la película, bueno pequeña guerrera sí quieres batalla, batalla te daré y créeme que no saldrás bien librada por qué terminarás suplicando qué te llene totalmente de mi, y por todos lados. 

—Bueno, sí eso fue una disculpa de su parte no me tocará de otra que aceptarla, por qué sé lo importante que es su padre para él mío—, le dije mirándola muy serio—, pero que quede claro que a la próxima sabrá quién soy en realidad—, la miré y le seguí diciendo con el mismo tono intimidante con el que le hablé a Frank, y juro por Dios que la vi estremecerse de placer, o es qué es tanta mi obsesión que estoy viendo cosas que no ¿son? 

Me alejé como alma que lleva el diablo por qué si seguía ahí viéndola, juro que era capaz de montarla sobres mi hombros y llevarla hasta mi cama de donde no la dejaría salir hasta dejarla muda e inválida, muda de tanto hacerla gemir y gritar mi nombre, e inválida por qué no la dejaría salir de mi cama después de haberla hecho mía de todas las formas inimaginables. 

¡Por Dios! Henry deja de pensar con la cabeza de abajo por qué terminarás cometiendo cualquier locura,  además te terminarás poniendo en evidencia y acabarás mal muy mal, con ese pensamiento entré a mi empresa y subí al ascensor para ir a mi oficina y así tranquilizarme un poco. 

Related chapters

Latest chapter

DMCA.com Protection Status